domingo, 10 de junio de 2012

TARTALETAS DE FRUTAS

TARTALETAS DE FRUTAS


Esta tartaleta se compone de  una masa quebrada  que hornearemos y,  una vez fuera pondremos dentro de ella crema pastelera y sobre la crema la fruta que nos guste. Una vez preparadas todas, pincelamos con gelatina para darles brillo.

INGREDIENTES MASA QUEBRADA


Ingredientes:


- 200 g harina
- 1 cucharilla de sal
- 100g mantequilla
- 1 huevo
- agua


Elaboración:
Esta receta de masa quebrada nos servirá como base para realizar multitud de recetas.
Comenzamos tamizando la harina en un bol junto con la cucharilla de sal.
Incorporamos la mantequilla cortada en trocitos y mezclamos bien hasta conseguir una pasta similar
 al pan rallado.
Hacemos un hoyo en el centro y echamos el huevo ligeramente batido. Mezclamos con cuidado.
Si fuese necesario y la masa quedase muy seca agregaremos una cucharada o dos de     agua.
Hacemos una bola con la masa pero sin amasar para evitar que nos quede dura, tapamos con papel film y
 dejamos reposar una hora en el frigorífico.
Estiramos la masa con el rodillo para darle la forma que deseemos.
Si la vamos a utilizar para forrar un molde y los ingredientes son secos se horneará  con toda la mezcla.
Si por el contrario los ingredientes a depositar son líquidos, previamente coceremos la masa cubriendo
 con papel de aluminio y echando peso (unos garbanzos) para evitar que suba.
Hornear 15 minutos a 180 grados, retirar el papel e introducir nuevamente en vacío hasta que este cocida
 otros 5 minutos más, posteriormente agregaremos los ingredientes líquidos y procederemos como indique
 la receta.
En la foto se han forrado moldes pequeños y se han horneados.
Crema Pastelera
Se pone un cazo a hervir la leche con la corteza de limón y una ramita de vainilla o canela según el gusto. 
 Se mezclan los huevos con azúcar, la harina y una pequeña parte de la leche en frío
 (para que no haga grumos).
Cuando la leche que hemos puesto antes hierva, se vierte sobre la mezcla anterior batiendo bien con la varilla.
 Y se vuelve a poner al fuego- con cuidado de que no se agarre - y se vaya cociendo lentamente para
 que cuaje 
del todo (1 o 2 minutos). Es conveniente remover con una espátula de madera, en cuanto adquiera cierta 
consistencia (un truco más fácil: remover con la batidora hasta que espese).
Una vez terminada, se extiende sobre una superficie lisa y se echan unos trocitos de mantequilla por encima
 para mantener la crema suave y evitar que haga costra.
Se recoge y se estira varias veces. Cuando se haya enfriado, se recoge de nuevo en un recipiente.
Después, esta crema se puede perfumar con chocolate, con café o con cualquier otro sabor para
 usarla como 
 postre o como relleno. 

No hay comentarios: